viernes, 10 de febrero de 2017

Patatas con huevos (tradicional o Crock-Pot)


Cuando las compañeras de La Cocina Typical Spanish nos mandaron el email con la propuesta para este mes, tuve muy clara la receta que iba a preparar. Este mes, podíamos elegir una receta que encajase dentro de todos los retos que se han hecho hasta ahora. Yo elegí el reto #conpatatasyalolocoTS que había propuesto hace dos años El Cajón Desastre de Maggie; las que me seguís con frecuencia ya sabéis que soy una enamorada de los guisos a base de patata.

Cuando murió mi abuela, me quedé con sus libros de cocina. Entre ellos estaba este:



Un libro de cocina clásica que mi abuelo compró en el año 1964. Mi abuela lo utilizaba muchísimo, tanto que las hojas están desgastadas, pero es una joya, así que yo lo cuido con mucho mimo.

Esta receta que he preparado es muy parecida a las patatas a la importancia que tantas veces preparo, aunque con la presencia del huevo se convierte en un plato muy completo.

Si queréis echarle un vistazo a esta #guerradeanfitrionesTS solo tenéis que hacer click sobre el logo:




INGREDIENTES (para 4 personas):

Patatas: 800 gramos.
Huevos: 3.
Aceite de oliva.
Cebolla picada: 3 cucharadas.
Harina: 30 gramos.
Perejil picado: una cucharadita.
Agua.
Harina de trigo.

Valores nutricionales (por ración):
Kilocalorías: 297.
Hidratos de carbono: 43 gramos.
Grasas: 10 gramos.
Proteínas: 9 gramos.

Precio (por ración): 0,5€.


ELABORACIÓN (TRADICIONAL):

En una sartén ponemos un poco de aceite de oliva y pochamos la cebolla a fuego lento. Cuando empiece a dorarse añadimos el perejil y la harina. Rehogamos la harina y añadimos el agua poco a poco mientras no dejamos de remover. Pasamos esta salsa a una cacerola.

Pelamos las patatas y las cortamos en rodajas de un centímetro, aproximadamente. Las salamos y las pasamos por harina. Las freímos en abundante aceite muy caliente. Cuando estén doradas las vamos pasando a la cacerola y dejamos que se cocinen a fuego lento durante media hora aproximadamente.

Mientras que se cocinan las patatas, cocemos dos huevos durante 13 minutos. Una vez fríos, los pelamos y los cortamos en rodajas. Pasamos las rodajas por harina y huevo y las freímos.

Servimos las patatas con las rodajas de huevo.


ELABORACIÓN (CROCK-POT):

En una sartén ponemos un poco de aceite de oliva y pochamos la cebolla a fuego lento. Cuando empiece a dorarse añadimos el perejil y la harina. Rehogamos la harina y añadimos el agua poco a poco mientras no dejamos de remover. Pasamos esta salsa a la Crock-Pot

Pelamos las patatas y las cortamos en rodajas de un centímetro, aproximadamente. Las salamos y las pasamos por harina. Las freímos en abundante aceite muy caliente. Cuando estén doradas las vamos pasando a la Crock-Pot y cocinamos 4 horas en temperatura alta.

Mientras que se cocinan las patatas, cocemos dos huevos durante 13 minutos. Una vez fríos, los pelamos y los cortamos en rodajas. Pasamos las rodajas por harina y huevo y las freímos.

Servimos las patatas con las rodajas de huevo.



24 comentarios:

  1. Esos libros son auténticos tesoros, qué maravilla!! Por cierto, no conocía las patatas a la importancia, pero hoy es la segunda vez que leo sobre ellas. Qué rico el plato :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esas patatas son típicas del norte de España, pruébalas porque están deliciosas.

      Gracias por tus palabras :)

      Eliminar
  2. Ese libro es una mina de oro!!
    La receta es bien curiosa, pero se ve bien rica!!

    Besos

    ResponderEliminar
  3. Hola Alicia, me encantan estos libros, yo también tengo alguno de la familia y son verdaderos tesoros. Las patatas están impresionantes, un beso!
    Silvia

    ResponderEliminar
  4. Un plato muy completo. Guarda el libro de tu abuela con mucho cariño, así estara siempre contigo. Bs

    ResponderEliminar
  5. Que suerte tener esas joyas, y las patatas ricas ricas ideales para comerlas solas o de acompañamiento.
    Besos

    ResponderEliminar
  6. Ahi esta mi Alicia dandole a la papa! Di que si! Y menudo platazo rico que te has marcado! Me ha encantado la joya de tu abuela, ni el mejor de los diamantes! Gracias por unirte guapa, un besito

    ResponderEliminar
  7. Cuanto nos enseñan los libros de las abuelas, son auténticos tesoros. Habrá que probar esas papas con huevos de las dos maneras

    ResponderEliminar
  8. Una buena pinta estas papas!!! A mis hijas les encantarían!!

    ResponderEliminar
  9. Riquisimo plato y sobre todo viniendo de donde viene. Ese libro es una joya, cuidalo! Besitos!

    ResponderEliminar
  10. Viniendo de manos de tu abuela y saliendo de ese libro, no me extraña que te haya salido un plato tan estupendísimo como este... ¿¡Con huevo rebozado dices!? Ufff, tengo que probarlo sí o sí :P
    Buenísima propuesta Alicia.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es un pecadillo con ese huevo rebozado, jijiji, pero el plato es espectacular. Gracias :)

      Eliminar
  11. ¡Qué rico! Sobre todo por ser, de verdad de la buena, una "receta de abuela".
    Me encanta que cuides esos tesoros.

    ResponderEliminar
  12. Madre mía huevos a baja temperatura que ricos con esas patatas. ñam ñam

    ResponderEliminar
  13. ¡Hola Alicia! Menuda suerte poder poseer ese libro y contar con esas recetas de siempre, que son un tesoro... como estas patatas que nos has preparado para el reto... Un beso

    ResponderEliminar
  14. Menudo tesoro es ese libro, espero que nos sorprendas con más recetas de él!

    ResponderEliminar