jueves, 30 de junio de 2016

Palmeras de tomate y romero


Último día de junio y hoy toca el reto afrontar el reto "Lok@s por Lorraine".

La receta de este mes de Lorraine Pascal es sencillisima pero os aseguro que el sabor de estas palmeras de hojaldre os dejará con la boca abierta.



INGREDIENTES:

Hojaldre: una lámina rectangular.
Tomates secos: 280 gramos.
Romero.
Huevo: 1.
Aceite de oliva virgen extra.


ELABORACIÓN:

Si no podemos conseguir romero fresco utilizaremos seco. El sabor nunca va a ser igual, pero a veces no nos queda más remedio.

Ponemos en un bol los tomates y los cubrimos con aceite de oliva. Los dejamos unas horas para que se rehidraten.

Sacamos los tomates del aceite, los escurrimos bien y guardamos el aceite para aliñar ensaladas.

Ponemos los tomates en la batidora junto con el romero. Picamos un momento, lo justo para que los tomates se queden cortados muy pequeños, no queremos llegar a hacer un puré.

Doblamos la lámina de hojaldre por la mitad para marcar el centro y la volvemos a estirar.

Esparcimos el relleno y enrollamos hasta que los dos extremos se toquen en el centro.


Pintamos el rollo de hojaldre con un huevo batido. Lo que nos sobre lo metemos en la nevera ya que lo volveremos a utilizar.

Metemos el rollo en la nevera durante media hora.

Encendemos el horno a 200ºC.

Sacamos el hojaldre de la nevera y cortamos rodajas de 1 centímetro de grosor con un cuchillo muy afilado. Las vamos colocando, con el corte hacia arriba, en la bandeja del horno cubierta con papel sulfurizado. Las aplastamos un poco con la mano.

Si vemos que quedan demasiado juntas, haremos dos hornadas para evitar que se peguen al subir el hojaldre durante la cocción.

Pintamos la superficie de las palmeras con el huevo batido que nos había sobrado.

Horneamos durante 10-12 minutos, hasta que la superficie de las palmeras esté dorada.

Dejamos enfriar la bandeja sobre una rejilla antes de comerlas.




Estas son las recetas de mis compañeras de reto:


Vivi, de "Hoy Cocina Vivi".
Nati, de "Sabores de Nati".



miércoles, 29 de junio de 2016

Judías verdes salteadas con jamón y queso


En casa nos gustan mucho las judías verdes. Normalmente, las comemos con unas patatas cocidas y un poco de ajo. Después, cada uno se las aliña a su gusto: yo, con aceite y vinagre; mi hijo con aceite y mi marido con salsa mayonesa.

El otro día me apetecía variar y preparé estas siguiendo la receta del libro "La cocina de la abuela" de Ana María Calera, aunque le di mi propio toque.

Además, aproveché para echarles el queso a la sidra que compré hace unos días en "Lidl". Un queso asturiano, "Rebollín". Que está riquísimo para comer solo pero en este plato hace un conjunto estupendo con el resto de los sabores.


INGREDIENTES (para 4 personas):

Judías verdes: 1 kg.
Jamón: 100 gramos.
Queso: 50 gramos.
Huevos: 4.
Aceite de oliva virgen extra.
Sal.
Agua.


ELABORACIÓN:

Si las judías verdes son frescas, las lavamos, las cortamos y las pelamos. Si son congeladas, ya tenemos ese trabajo echo.

Ponemos a hervir agua con sal en una cacerola.

Cocemos las judías hasta que estén a nuestro gusto. Mientras se cuecen, cocemos también los huevos.

Una vez cocidas, las escurrimos y dejamos que se enfríen los huevos.

En una sartén calentamos aceite de oliva y rehogamos el jamón cortado en trozos pequeños. Añadimos las judías a la sartén para que cojan el sabor del jamón, las rehogamos unos minutos y las servimos.

Sobre ellas pondremos el queso y los huevos troceados.






martes, 28 de junio de 2016

Pollo en salsa de almendras de Catí (tradicional o Crock-Pot)


Otra semana más en la que, con "Descubre Castellón", nos acercamos a la gastronomía catinenca. La receta es de la "Asociación de Mujeres de Catí".

En esta ocasión con un fantástico pollo acompañado con almendras, tan típicas de la cocina mediterránea.


INGREDIENTES (para 4 personas):

Pollo troceado: 1.
Cebolla: media.
Harina.
Nuez moscada.
Pimienta negra.
Laurel: 2 hojas.
Ajos.
Almendras.
Aceite de oliva virgen extra.
Sal.
Coñac.


ELABORACIÓN (tradicional):

Salamos el pollo y lo enharinamos.

Calentamos aceite de oliva en un sartén y lo doramos.

Vamos pasando el pollo a una cazuela. Cuando estén todos los trozos dorados lo cubrimos con agua y ponemos pimienta y nuez moscada al gusto. Añadimos el laurel, la cebolla troceada y un chorro de coñac.

Dejamos que se guise a fuego medio durante media hora.
En el mortero machacamos un puñado de almendras y unos dientes de ajo. Añadimos esta picada a la cazuela y dejamos que hierva durante 5 minutos.


ELABORACIÓN (Crock-Pot):

Salamos el pollo y lo enharinamos.

Calentamos aceite de oliva en un sartén y lo doramos.

Vamos pasando el pollo a la Crock-Pot. Cuando estén todos los trozos dorados añadimos agua y ponemos pimienta y nuez moscada al gusto.

Retiramos el aceite de la sartén y dejamos un poco para sofreír la cebolla picada. Cuando la cebolla empiece a tomar color añadimos un chorro de coñac y mantenemos a fuego vivo hasta que se evapore el alcohol.

Lo echamos sobre el pollo y añadimos el laurel.

Dejamos que se cocine en temperatura alta durante 3 horas.

Cuando falte una hora para terminar la cocción, machacamos en el mortero un puñado de almendras y unos dientes de ajo. Añadimos esta picada a la Crock-Pot.






lunes, 27 de junio de 2016

Salsa "brava" en Crock-Pot


Sí, ya que se la salsa brava auténtica no se hace con tomate, pero es que esta versión mía no es más que un intento por salvar algo que iba a ser ketchup.

¿Os acordáis cuando hace unos días os hablé de mi domingo culinario fatídico?. Pues esta salsa surgió con la intención de ser ketchup para las hamburguesas. Lo que ocurrió es que ni el sabor ni la textura me parecieron apropiadas y decidimos que con unas patatas fritas y un poco de picante estaría muy bien.

La receta es una mezcla de la de ketchup casero de Martín Berasategui y esta que vi aquí.


INGREDIENTES:

Tomate maduro: 1 kg.
Cebolla: 1 y media.
Ajo: 1 diente pelado.
Aceite de oliva virgen extra: 1 y 1/2 cucharada.
Vinagre de sidra: 2 y 1/2 cucharadas.
Miel: 1/2 cucharada.
Comino: unos granos.
Pimienta: unos granos.
Sal.
Tabasco: 2 cucharaditas.


ELABORACIÓN

Lavamos los tomates y los secamos.

Retiramos el tallo y los troceamos.

Los colocamos en la Crock-Pot junto con la cebolla y cocinamos durante 1 hora en temperatura alta.

Sacamos el tomate y la cebolla de la olla y lo pasamos por el pasa-puré.

Metemos la salsa en la olla y añadimos el resto de los ingredientes, excepto el tabasco. Removemos.

Cocinamos durante 8 horas en temperatura baja con la Crock-Pot destapada.

Antes de sacar la salsa de la olla, añadimos el tabasco y removemos.






domingo, 26 de junio de 2016

Champiñones con nata (tradicional o Crock-Pot)


Los champiñones es una de las cosas por las que merece la pena tener una Crock-Pot. La textura que se consigue con ella no tiene nada que ver con la que obtenemos al prepararlos al fuego. Por no hablar de la comodidad de salir de casa y dejar la cena en marcha, de manera que cuando vuelves después de una jornada de piscina, con pocas ganas de hacer cosas, ahí tienes tu cena lista.


INGREDIENTES (para 4 personas):

Champiñones: 1 kg.
Vinagre: 1 cucharadita.
Sal.
Aceite de oliva virgen extra: 2 cucharadas.
Harina de trigo: 1 cucharada.
Nata 20% M.G.: 100 mililitros.
Leche entera: 50 mililitros.
Perejil.


ELABORACIÓN (TRADICIONAL):

Limpiamos los champiñones, los troceamos y los dejamos en agua caliente con vinagre.

Echamos aceite de oliva en una sartén amplia y rehogamos la harina. Añadimos la mitad de la nata y la leche.

Removemos con una varillas.

Escurrimos los champiñones y los secamos, añadiéndolos a la sartén y cocinamos a fuego medio hasta que estén tiernos.

Retiramos los champiñones de la sartén y los ponemos en una fuente.

En la salsa echamos la mitad de la nata que nos había sobrado y mantenemos al fuego 5 minutos más.

Echamos la salsa sobre los champiñones y servimos con perejil picado por encima.



ELABORACIÓN (CROCK-POT):

Limpiamos los champiñones, los troceamos y los dejamos en agua caliente con vinagre.

Echamos aceite de oliva en una sartén amplia y rehogamos la harina. Añadimos la nata y la leche.

Removemos con una varillas.

Escurrimos los champiñones y los secamos, añadiéndolos a la sartén y mezclamos bien.

Pasamos la mezcla a la Crock-Pot y cocinamos durante 3 horas en temperatura alta.


Servimos con perejil picado por encima.



sábado, 25 de junio de 2016

Rollos huecos de Pina de Montalgrao


Pina de Montalgrao pertenece a la comarca del Alto Palancia de Castellón. De allí es típico también el panquemao que hice hace unos meses.

Estos rollos huecos son perfectos para los que nos gusta el dulce pero sin que empalague. Los rollos son unas rosquillas de masa dura cubiertas con azúcar.

La receta original podéis verla aquí.


INGREDIENTES:

Huevos: 3.
Aceite de oliva virgen extra: 1 y 1/2 cáscara de huevo.
Azúcar: 1 y 1/2 cáscara de huevo.
Harina de trigo: 300 gramos (aproximadamente).

Para la cobertura:
Aceite de oliva virgen extra.
Azúcar.


ELABORACIÓN:

Batimos los huevos con el aceite.

Añadimos la harina y el azúcar y amasamos hasta que la masa esté lisa. La cantidad de harina es variable, ya que depende del tamaño de los huevos. Necesitamos conseguir una masa manejable, que no se pegue a las manos.

Encendemos el horno a 200ºC.

Damos forma a los rollos, los pintamos con aceite de oliva y espolvoreamos azúcar sobre ellos, por las dos caras del rollo, (la cantidad va al gusto de cada uno) y los horneamos durante 20 minutos aproximadamente.







viernes, 24 de junio de 2016

Tarta de champiñones y queso


Cuando tienes que hacer "limpieza" de fondo de nevera, estas tartas saladas son maravillosas. Admiten todo lo que se te ocurra, así que en un solo plato puedes quitarte de encima varias cosas.

Yo tenía varios trozos de queso de cabra a punto de caducar, así que se me ocurrió mezclarlos con el resto de los ingredientes y quedó un plato de lo más resultón.


INGREDIENTES (para 4 personas):

Masa quebrada: 1 lámina.
Queso de rulo de cabra: 2 rodajas.
Champiñones: 250 gramos.
Pimiento rojo: 180 gramos.
Mostaza antigua: 4 cucharadas.
Aceite de oliva virgen extra.


ELABORACIÓN:

Troceamos el queso.

Lavamos los champiñones y el pimiento y los troceamos. Los secamos bien.

En una sartén, ponemos aceite de oliva y sofreímos los champiñones y el pimiento hasta que estén tiernos. Si el pimiento no se hace del todo no importa, ya que terminará de cocinarse en el horno.



Es importante que en los últimos minutos, subamos el fuego para que los champiñones evaporen toda su agua y no mojen la masa al hornearlos.

Encendemos el horno a 180ºC.

Sacamos la masa de la nevera y la extendemos sobre un molde redondo.

Pinchamos el fondo de la masa para evitar que suba durante la cocción.

Metemos la masa en el horno y la cocinamos durante 10-15 minutos, según como nos guste de tostada.

Sacamos la masa y untamos la mostaza. Echamos los champiñones y el pimiento y sobre ellos el queso troceado.

Devolvemos la tarta al horno y cocinamos a la misma temperatura hasta que esté hecha.


Dejamos que se temple antes de comerla.






jueves, 23 de junio de 2016

Pollo en cazuela (tradicional o Crock-Pot)


Receta del libro "Cocina rápida con microondas".

INGREDIENTES (para 4 personas):

Pollo: 4 cuartos traseros.
Aceite de oliva: 1 cucharada.
Cebolla mediana: 1.
Zanahorias: 2.
Caldo de pollo: 250 mililitros.
Sal.
Pimentón dulce: 1 pizca.


ELABORACIÓN (TRADICIONAL):

Pelamos la zanahoria, la lavamos, la secamos y la troceamos.

Pelamos la cebolla y la picamos.

En una cazuela calentamos aceite de oliva y sofreímos la cebolla y la zanahoria hasta que la cebolla esté transparente.

Añadimos el caldo de pollo (o agua si no tenemos caldo) y sazonamos.

Añadimos el pollo dejando la piel hacia arriba y espolvoreamos un poco de pimentón sobre cada contramuslo.

Dejamos que se cocine a fuego medio hasta que el pollo esté tierno.


ELABORACIÓN (CROCK-POT):

Pelamos la zanahoria, la lavamos, la secamos y la troceamos.

Pelamos la cebolla y la picamos.

En una sartén calentamos aceite de oliva y sofreímos la cebolla y la zanahoria hasta que la cebolla esté transparente.

Echamos el sofrito en la Crock-Pot, encima colocamos el pollo dejando la piel hacia arriba y espolvoreamos un poco de pimentón sobre cada contramuslo.

Añadimos el caldo de pollo (o agua si no tenemos caldo) y sazonamos.

Dejamos que se cocine 4 horas en temperatura alta.





miércoles, 22 de junio de 2016

Rollos de cecina


La cecina de vaca es uno de mis embutidos favoritos, casi a la par con un buen jamón. Me encanta ese sabor ahumado tan intenso.

Como tenía por la nevera un paquete abierto y quería utilizarlo antes de que se estropease (¡sería un pecado!) se me ocurrió preparar estos pequeños aperitivos con sorpresa en su interior.


INGREDIENTES (para 4 personas):

Cecina de vaca: 4 lonchas.
Huevos de codorniz: 8.
Espárragos trigueros: 2.
Aceite de oliva virgen extra.



ELABORACIÓN:

Las lonchas de cecina suelen ser grandes, así que las cortaremos por la mitad. Si son pequeñas necesitaremos el doble.

Ponemos agua a hervir en un cazo y cocemos los huevos durante 2 minutos. Dejamos que enfríen y los pelamos con mucho cuidado.

En una plancha ponemos aceite de oliva y asamos los espárragos. Cuando estén fríos los cortamos en 4 tiras cada uno.

Colocamos la loncha de cecina y en medio uno de los huevos. Enrollamos la cecina y "atamos" con una tira de espárrago verde.


La yema de los huevos estará líquida, así que la combinación de sabores y texturas es espectacular.



martes, 21 de junio de 2016

Bollos tiernos


Dice el refrán que "el mejor escribano echa un borrón". Pues a cualquiera que cocine a diario, le ocurre lo mismo. A mi me pasa pocas veces, para qué decir lo contrario. Sobre todo porque arriesgo poco, suelo preparar cosas sencillas donde las probabilidades de equivocarse con escasas.

Pero, hay días que uno se levanta torcido y no sale nada como había planeado. Os pongo en contexto: domingo soleado, el día perfecto para preparar unas hamburguesas en la barbacoa. Yo me lanzo y decido preparar todo: la carne, el pan y el ketchup. Y no me salió nada. Aunque el pan y el ketchup puede salvarlos y darles una vida digna. Bueno, y a la carne le dio buena cuenta mi querida Xira, así que ni tan mal.

Estos bollos que os traigo hoy eran supuestamente para hamburguesa pero, aunque están muy ricos, no tienen una buena textura para ella. Así que acabamos comiéndolos con pastrami. ¡No hay mal que por bien no venga! La receta está basada en la del libro "Cocina en casa con Martín Berasategui".

Lo que ocurrió con el ketchup os lo contaré en otra entrada.


INGREDIENTES (para 6 bollos):

Harina panadera: 235 gramos.
Harina de fuerza: 200 gramos.
Leche entera: 175 mililitros.
Levadura fresca: 8,7 gramos (si utilizamos levadura seca necesitaremos 2,9 gramos).
Huevo: 2 (uno para la masa y otro para pintar los bollos).
Azúcar: 10 gramos.
Sal: 7 gramos.
Aceite de oliva virgen extra: 20 mililitros.
Agua: 20 mililitros.
Semillas para decorar.



ELABORACIÓN:

En un bol mezclamos las harinas con la leche y el aceite.

Disolvemos la levadura en el agua templada.

Añadimos la levadura y el resto de los ingredientes y amasamos hasta que tengamos una masa lisa.

Pasamos la masa a un bol y lo cubrimos con papel film.

Dejamos que repose hasta que haya fermentado.

Volcamos la masa en una superficie enharinada y la dividimos en 6 (o en las porciones que queramos, según el tamaño que queramos que tengan los bollos).

Desgasificamos cada porción y boleamos levemente.

Dejamos que reposen tapados durante 10 minutos.

Pasado ese tiempo les damos la forma.

Encendemos el horno a 200ºC.

Cuando la masa esté lista para entrar en el horno, pintamos los bollos con un huevo batido y espolvoreamos semillas por encima.

Horneamos durante 20 minutos.

Dejamos enfriar los bollos sobre una rejilla.






lunes, 20 de junio de 2016

Costillas de cerdo asadas a la mostaza (tradicional o Crock-Pot)


A este ritmo que llevo, las 1100 recetas del libro "Cocina en casa con Martín Berasategui" me van a durar un suspiro.

Con el cuento de que lo tengo a mano, cuando quiero buscar una receta recurro a él primero...Y es que siempre encuentro algo que me viene bien.

Como había sacado unas costillas del congelador para preparar la fridura de la jarra y tenía que cocinar las que me habían sobrado, elegí esta receta. Se puede preparar en la Crock-Pot o en el horno.


INGREDIENTES (para 4 personas):

Costillas de cerdo: 1 kg.
Ajo: 3 dientes.
Perejil.
Aceite de oliva virgen extra: un chorrito.
Zumo de medio limón.
Mostaza antigua: 1 cucharada.
Vinagre: 1 chorrito.
Sal.



ELABORACIÓN (TRADICIONAL):

Calentamos el horno a 220ºC.

Picamos los dientes de ajo.

En un bol mezclamos el aceite de oliva, el ajo picado y el zumo de limón.

Salamos las costillas y las embadurnamos con esta mezcla.

Las colocamos en una bandeja de hornear con la parte de la carne hacia abajo, añadimos un vaso de agua y un poco de vino blanco.

Cocinamos durante 30 minutos, sacamos las costillas del horno, les damos la vuelta y las rociamos con el jugo de la bandeja.

Las devolvemos al horno y dejamos que se asen durante otros 30 minutos, o hasta que las veamos hechas.

Si durante la cocción no vemos jugo en la bandeja añadimos un poco más de agua.

Una vez que las costillas están doradas las sacamos del horno.

Retiramos las costillas de la bandeja y echamos el jugo que ha sobrado en un cazo. Dejamos que hierva con el fuego no muy alto. Cuando haya roto a hervir añadimos el vinagre, la mostaza y el perejil. Removemos.

Servimos la carne con la salsa por encima.


ELABORACIÓN (CROCK-POT):

Picamos los dientes de ajo.

En un bol mezclamos el aceite de oliva, el ajo picado y el zumo de limón.

Salamos las costillas y las embadurnamos con esta mezcla.

Las colocamos en la Crock-Pot, separándolas del fondo con unos tenedores cruzados o con unos moldes de emplatar, de manera que la carne no toque el fondo de la olla. En un cazo echamos un poco de vino blanco y lo dejamos al fuego hasta que se evapore el alcohol. Añadimos el vino a la carne y removemos.

Cocinamos durante 6 horas en temperatura baja.

Retiramos las costillas de la Crock-Pot y echamos el jugo que ha sobrado en un cazo. Dejamos que hierva con el fuego no muy alto. Cuando haya roto a hervir añadimos el vinagre, la mostaza y el perejil. Removemos.


Servimos la carne con la salsa por encima.



domingo, 19 de junio de 2016

Patatas estofadas (tradicional o Crock-Pot)


Hace unas semanas, mi amiga Berta me regaló un montón de libros de cocina. Cuando me preguntó si los quería se me pusieron los ojos como platos, ¡eso ni se duda!. Así que el otro día estaba echando un vistazo para preparar unas patatas guisadas y di con esta receta en "La cocina de la abuela" de Ana María Calera.

Son muy parecidas a estas otras patatas que preparé hace unos meses.


INGREDIENTES (para 4 personas):

Patatas: 800 gramos.
Aceite de oliva virgen extra.
Pimentón dulce: 1 cucharada.
Perejil.
Ajo: 2 dientes.
Cebolla: media.
Agua.
Sal.


ELABORACIÓN (TRADICIONAL):

Pelamos las patatas, las lavamos y las cortamos en trozos chascándolas. Picamos el perejil, los ajos y la cebolla.

En una cazuela echamos aceite de oliva y sofreímos la cebolla.

Añadimos las patatas y las rehogamos.

Añadimos el pimentón y la sal y cubrimos con agua.

A mitad de la cocción añadimos el perejil y el ajo.


ELABORACIÓN (CROCK-POT):

Pelamos las patatas, las lavamos y las cortamos en trozos chascándolas. Picamos el perejil, los ajos y la cebolla.

En una cazuela echamos aceite de oliva y sofreímos la cebolla.

Añadimos las patatas y las rehogamos.

Añadimos el pimentón y la sal, mezclamos bien y lo pasamos todo a la Crock-Pot. Cubrimos las patatas con agua y cocinamos durante 4 horas en temperatura alta.

A mitad de la cocción añadimos el perejil y el ajo.