jueves, 26 de mayo de 2016

Torta de tomate de Segorbe


Con esta fantástica torta nos desplazamos esta semana hasta la capital del Alto Palancia, Segorbe.

He de confesar que no he seguido la receta al pie de la letra, ya que en la original (que podéis ver aqui) no se incluía la levadura y no me quise arriesgar a terminar con una masa incomible y echar a perder la cena del domingo. Por otra parte, la cantidad de líquido me parecía insuficiente para la harina de la torta, así que dupliqué el agua.

Y, además, no puse los piñones ni la cebolla, ya que en casa no nos gustan, pero sí los he incluido en los ingredientes.

La receta la preparé para 4 raciones, así que como somos dos, nos sobró para el día siguiente y fría de la nevera está aún más rica.

De paso, vamos a recordar este magnífico arroz al horno segorbino.


INGREDIENTES (para 4 personas):

Harina panadera: 500 gramos.
Aceite de oliva virgen extra: 75 mililitros.
Vinagre: 12 mililitros.
Agua: 200 mililitros.
Sal: 5 gramos.
Levadura fresca de panadero: 10 gramos (si utilizamos levadura seca de panadero serán 3,3 gramos).

Para la salsa:
Tomate maduro: 750 gramos.
Piñones: un puñado.
Pimiento rojo pequeño: 1.
Cebolla: 1/4.
Atún en aceite: 1 lata.
Aceite de oliva: un chorrito.
Sal.


ELABORACIÓN:
En un bol mezclamos la harina y el agua y dejamos que repose durante media hora. Después del reposo añadimos el resto de los ingredientes y empezamos a amasar.
Si la masa se tensa y nos cuesta amasarla, la dejamos reposar 5 minutos de manera que el gluten del trigo se relaje y no nos ofrezca tanta resistencia. Este descanso podemos hacerlo tantas veces como sea necesario.

Una vez que la masa esté lista, sin grumos, la dejamos fermentar dentro de un bol que taparemos con papel film.

Mientras tanto, rallamos los tomates y picamos la cebolla y el pimiento.

En una sartén grande calentamos aceite de oliva y los freímos. Salamos y dejamos que se cocine a fuego lento.

Al final de la cocción añadimos el atún y los piñones y dejamos cocer hasta que el agua del tomate se haya evaporado.

Una vez que la masa ha doblado su volumen la sacamos del bol y la volcamos sobre la encimera ligeramente enharinada.

Con las manos enharinadas desgasificamos levemente.

Hacemos una bola con ella (sin apretar) y la dejamos reposar tapada durante 10 minutos.

Pasados los 10 minutos, ayudándonos con las manos, vamos estirando la masa sobre un papel de horno. Si la masa se resiste y se encoge, la dejaremos reposar hasta que sea manejable.

Estiramos la masa hasta que tenga un grosor de unos 2 centímetros. La cubrimos con un paño de algodón y encendemos el horno a 190ºC.

Antes de meterla en el horno pinchamos la superficie con un tenedor y esparcimos la salsa sobre la torta.

Horneamos durante 15 minutos y la dejamos enfriar sobre una rejilla.











3 comentarios:

  1. Uuummmmmmm que ganas de comer un trozo ñam ñam ,seguro estaba de rexupete ,que idea mas buena la de ponerle levadura a la masa te ha quedado de relujo.
    Bicos mil wapa.

    ResponderEliminar
  2. Ufff que pinta!! Me comería un buen trozo ahora mismo! Se ve muy apetecible y lleva todo lo que me gusta. Gracias por compartir, un besito!

    ResponderEliminar