sábado, 5 de marzo de 2016

Marañuelas de Avilés



Las marañuelas son uno de los dulces más típicos de la zona central de la costa asturiana. En el triángulo formado por Avilés, Candás y Luanco podemos deleitarnos con este estupendo producto. Aunque las marañuelas de Avilés, con textura de bollo, no tienen nada que ver con las de Candás y Luanco, que se asemejan más a una galleta mantecada.

En el libro "Platos típicos de Asturias" de María Luisa García aparece esta receta. El hecho de que incluya entre sus ingredientes la levadura fresca me hace pensar en que se asemeja a las de Avilés, aunque no las nombre directamente.

En cualquier caso, os animo a probarlas. El sabor del anís en la masa es todo un acierto.


INGREDIENTES:

Harina de trigo: 1 kg.
Huevos: 5.
Azúcar: 300 gramos.
Manteca de cerdo: 200 gramos.
Levadura fresca: 30 gramos.
Anís dulce: 50 mililitros.
Sal: una cucharadita.


ELABORACIÓN:

En un poco de leche tibia disolvemos la levadura.

Echamos en un bol todos los ingredientes y amasamos. Como el tamaño de los huevos va a influir en la humedad de la masa podemos echar un poco de agua si vemos que está demasiado seca.

En cualquier caso debemos obtener una masa manejable, que no se pegue a las manos, así que no hay que echar demasiado líquido aparte del que viene en la receta.

Una vez que hemos terminado el amasado, dejamos la masa en un bol tapado con papel film hasta que doble su volumen.

Cuando haya subido lo suficiente, echaremos la masa en la superficie de trabajo y cortaremos porciones: unas de 150 gramos y otras de 100 gramos. Tenemos que tener el mismo número de porciones con cada peso porque la marañuela la formaremos con una porción de cada.

Hacemos bolas con cada porción. Sobre una bola de 150 gramos colocaremos otra de 100 gramos. Aplastamos suavemente. (Podemos hacerlas más pequeñas, al gusto de cada uno).

Con un cuchillo hacemos los cortes a la marañuela.



Las vamos colocando sobre la bandeja del horno; una vez que están todas preparadas las metemos en el horno a 30ºC durante 20 minutos.

Pasado el tiempo, las sacamos y encendemos el horno a 180ºC. Cuando el horno esté caliente pintamos las marañuelas con huevo batido y las horneamos hasta que estén doradas (unos 25-30 minutos).

Las dejamos enfriar sobre una rejilla.





No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada