miércoles, 29 de abril de 2015

Panecillos de Viena




Tengo esta receta desde hace años. La vi en el blog de Cocina con Pindorina y suelo prepararla con frecuencia. Es un pan muy tierno y combina muy bien con dulce y con salado.

Esta vez me apeteció hacer bollitos en lugar de un pan grande. Lo malo de los bollitos es que necesitan mucha práctica para hacerlos bien y como no suelo prepararlos mucho, el formado es mejorable.

Me guié por este vídeo de La Cocina de los Elfos:



INGREDIENTES:

Harina de trigo: 600 gramos.
Agua: 200 mililitros.
Leche: 150 mililitros.
Miel: 1 cucharada.
Mantequilla: 30 gramos.
Sal: 10 gramos.
Masa madre: 150 gramos*.

*Podemos sustituirla por 12 gramos de levadura de fresca o por 4 gramos de levadura seca.


ELABORACIÓN:

Amasamos todos los ingredientes (la mantequilla debe estar a temperatura ambiente) hasta obtener una masa lisa. Pasamos la masa a un bol aceitado que cubrimos con papel film y la dejamos fermentar. Yo la tuve en la nevera durante 22 horas.

Encendemos el horno a 200ºC.

Sacamos la masa de la nevera y cortamos en porciones. Boleamos cada porción y formamos los bollitos como se ve en el vídeo.

Una vez formados, los dejamos reposar sobre la bandeja del horno. Cuando el horno esté caliente y el pan listo hacemos un corte vertical con un cuchillo muy afilado o un cutter. Horneamos a 220ºC durante 20 minutos.

Una vez cocidos los dejamos enfriar sobre una rejilla.

Aquí los panecillos nada más salir del horno:






2 comentarios:

  1. Pues yo veo los bollos perfectos, ahora mismito me hacía un bocata de tortilla de patata sin dudarlo!!!!!

    ResponderEliminar
  2. Gracias! ricos están pero el formado..meh!

    ResponderEliminar