viernes, 10 de abril de 2015

Pan con eneldo



Tengo un libro tan malo de recetas de pan que es imposible seguir lo que pone al pie de la letra. La receta de hoy, en teoría, es para un pan de molde pero sería el de una muñeca porque es tan poca cantidad que es imposible encontrar un molde tan mínimo.

Pero como en esta casa no se tira nada, una vez hecha la masa decidí darle forma de barra y tengo que reconocer que salió un pan muy rico. Con una corteza tierna y una miga muy sabrosa.


INGREDIENTES:

Harina: 250 gramos.
Leche: 80 mililitros.
Agua: 60 mililitros.
Mantequilla: 50 gramos.
Azúcar: 15 gramos.
Levadura seca: 2 gramos.
Sal: 5 gramos.
Eneldo seco: 3 gramos.


ELABORACIÓN:

Mezclamos y amasamos todos los ingredientes excepto la mantequilla. Cuando los ingredientes estén integrado, añadimos la mantequilla (que deberá estar a temperatura ambiente). Amasamos de nuevo.

Es una masa bastante hidratada, por lo que utilizaremos el amasado francés. Una vez amasada, la pasamos a un bol untado con aceite de oliva, tapamos con papel film y la dejamos fermentar toda la noche en la nevera (o un mínimo de 12 horas).

Sacamos de la nevera, volcamos sobre la mesa enharina, desgasificamos la masa (le damos unos golpecitos con la mano abierta) y le damos forma de barra. En este enlace hay un buen ejemplo de formado.

El formado del pan hay que verlo y practicarlo. Leyendo una explicación es muy difícil entenderlo. 

Una vez formado, lo ponemos sobre papel de horno y lo cubrimos con un paño de algodón mientras precalentamos el horno. Si no queréis que el pan crezca a lo ancho, podemos hacer unos pliegues al papel o utilizar una bandeja específica para barras:








Precalentamos el horno a 250ºC poniendo una bandeja metálica en el suelo del horno. Cuando el horno esté caliente, metemos la barra, volcamos medio vaso de agua sobre la bandeja metálica y apagamos el horno durante 10 minutos.

Pasados los 10 minutos, retiramos la bandeja con agua y encendemos el horno a 190ºC. A esta temperatura lo dejamos durante 20 minutos. Terminada la cocción, abrimos la puerta del horno y lo dejamos dentro durante 10 minutos más. Enfriamos sobre una rejilla y ya tenemos nuestro pan.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada